Microchip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gato

En la actualidad, los avances tecnológicos nos sorprenden cada día más, y uno de los últimos dispositivos que ha llegado para facilitar la vida de los dueños de gatos es el microchip. Si eres amante de los felinos y quieres asegurar su bienestar y seguridad, no puedes perderte este artículo donde te contaremos todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gato. Descubre cómo funciona, por qué es importante y todos los beneficios que esta pequeña pero poderosa herramienta puede brindar a tu querida mascota. ¡Prepárate para unos minutos de información que te harán valorar aún más a tu compañero peludo!

Microchip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gato

lColocar un microchip en un gato es un procedimiento común que se realiza en la práctica veterinaria, pero a menudo genera dudas. ¿Cuánto cuesta ponerles un microchip a nuestros amigos felinos? ¿Es doloroso, obligatorio y para qué sirve exactamente? En este artículo aclaramos todas las áreas grises que rodean este importante proceso de identificación de nuestras queridas bolas de pelo.

Identificar a un gato consiste en asignarle un número único y permanente que le permita distinguirse de otros gatos y reconocerte oficialmente como su dueño. En el pasado, al animal se le tatuaba un código alfanumérico. Sin embargo, hoy en día es más común implantar un microchip en gatos. Este método de identificación más moderno tiene la ventaja de ser inviolable y permanecer en su lugar durante toda la vida del animal, a diferencia de los tatuajes que pueden desvanecerse o ser alterados por personas malintencionadas.

Microchip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gatoMicrochip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gato

Resumen

Microchip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gato

Resumen

Identificar un gato, un proceso obligatorio y útil

Respectivamente Artículo L212-10 del Código de pesca terrestre y marítima, Los gatos deben ser identificados antes de los 7 meses de edad., incluidos los que viven en un apartamento. Esta identificación también es obligatoria en el momento de la transferencia de un gatito -ya sea regalo o venta- y es responsabilidad del transmitente cubrir los costos asociados al trámite:

Los perros, gatos y hurones serán identificados, antes de su traslado, gratuitamente o a cambio de una remuneración, mediante un procedimiento aprobado por el Ministro de Agricultura y realizado por personas autorizadas por él al efecto. Lo mismo se aplica, salvo una posible transmisión, a los perros mayores de cuatro meses, a los hurones mayores de siete meses nacidos después del 1 de noviembre de 2021 y a los gatos mayores de siete meses. La identificación es responsabilidad del transmitente.

En la práctica, estas reglas rara vez se siguen cuando se trata de donar un gatito entre individuos. En este escenario, la identificación generalmente ocurre después de la adopción, en el momento de la primera vacunación.

Tener a tu gato identificado te ayuda a cumplir con la normativa vigente, pero existen otras razones importantes para hacerlo:

Microchip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gatoMicrochip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gatoDale a tu gato su propia identidad

Después de tatuar o picar un gato se graba su sonido número de identificación en el expediente nacional gestionado por laI-CAD (Identificación de Carnívoros Nativos), organización encargada por el Ministerio de Agricultura y Soberanía Alimentaria. Este número está vinculado a un documento de identidad que recoge una serie de datos: el nombre del gato, su raza, su sexo, si está esterilizado o no, sus características físicas (color de pelaje, tipo de pelo, características especiales). y los datos de contacto del propietario. Una vez completado el registro, ICAD se encargará de enviar un mensaje al dueño de la mascota. IDENTIFICACIÓNque en cierto modo corresponde a la cédula de identidad humana.

Microchip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gatoMicrochip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gatoSer reconocido oficialmente como propietario.

El documento de identidad puede utilizarse para demostrar que un gato está realmente inscrito en el registro nacional de carnívoros domésticos, pero al mismo tiempo es un gato. Prueba de propiedad legal del animal. Esto puede resultar especialmente útil en caso de robo o disputas entre propietarios, o como parte de procedimientos administrativos como una transferencia o venta por parte de un criador.

Microchip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gatoMicrochip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gatoEncuentra a tu gato más rápido si se pierde

Respectivamente El barómetro de identificación de animales de compañía en Francia, un gato perdido tiene un 40% más de posibilidades de ser encontrado si se identifica. Cuando recogemos un gato callejero de una protectora de animales o lo llevamos al SPA o al veterinario, lo primero que hacemos es comprobar si tiene algún tatuaje o algún chip electrónico. Si este es el caso, se puede contactar rápidamente con el propietario y el animal puede encontrar su hogar.

Microchip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gatoMicrochip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gato¿Tienes derecho a llevar a tu gato al extranjero?

Para cruzar las fronteras de Francia, un gato debe ser identificado mediante un chip electrónico. Tenga en cuenta que todavía se acepta la identificación mediante tatuaje, pero sólo para animales identificados antes del 3 de julio de 2011.

Microchip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gatoMicrochip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gatoPosibilidad de contratar un seguro mutuo para gatos

La contratación de un seguro de salud para gatos que permita el reembolso de los gastos veterinarios de tu mascota requiere la identificación previa de tu mascota, ya sea mediante un chip electrónico o un tatuaje.

Inserción de un chip de identificación: un procedimiento sencillo e indoloro

Sólo los veterinarios están autorizados a identificar gatos electrónicamente. Debajo de la piel se inserta un pequeño transpondedor, es decir, un receptor-transmisor que puede responder automáticamente a una señal externa. Tiene forma de cilindro y su tamaño es similar al de un grano de arroz: aproximadamente 1 mm de diámetro y, según el modelo, de 3 a 12 mm de largo.

Microchip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gatoMicrochip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gato

Este transpondedor se implanta simplemente con una jeringa, normalmente en el cuello o entre los hombros. El proceso es muy rápido. – sólo unos segundos – y no requiere anestesia. Sin embargo, a veces es necesario utilizar una sedación breve en animales inquietos o ansiosos para que puedan permanecer tranquilos mientras dure la inyección.

Microchip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gatoMicrochip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gato

La aguja utilizada es ligeramente más grande que la de una inyección clásica; el animal puede sentir ligero dolor durante la inyección, pero esto sigue siendo mínimo y solo dura unos momentos. Aparte de eso, La mayoría de los gatos reaccionan poco o nada. durante el procedimiento.

Ponerle un microchip a tu gatito: ¿cuánto cuesta?

En medicina humana, los precios de las consultas y procedimientos médicos se determinan mediante un acuerdo entre la seguridad social y los profesionales de la salud. La situación es diferente para los veterinarios: pueden fijar libremente el importe de sus honorarios. Por tanto, el precio de ponerle un microchip a un gato puede variar notablemente de una región a otra, pero también entre diferentes clínicas veterinarias de una misma ciudad.

Sin embargo, podemos señalar que el coste de la identificación con microchip en gatos es generalmente elevado. entre 55 y 80 euros. Este monto incluye:

  • la compra de dispositivos (transpondedores y jeringas desechables);
  • el precio del procedimiento (inyección de la pulga por parte del veterinario + posiblemente una ligera sedación);
  • el coste de inscripción del animal en el fichero nacional de identificación de carnívoros domésticos gestionado por el I-CAD.

¿Cómo funciona un microchip para gatos?

Nuestros amigos felinos están identificados gracias al chip electrónico para gatos tecnología RFID (Identificación de frecuencia de radio). Es un sistema de comunicación inalámbrica que utiliza ondas de radio para transmitir información entre una etiqueta RFID incrustada en el chip y un lector RFID que captura y procesa los datos. Esta tecnología se utiliza ampliamente para el seguimiento de mercancías, sistemas de acceso de identificación y pagos sin contacto.

El chip en sí Funciona de solo lectura, pasivo. (sin batería). En concreto, sólo se activa cuando se encuentra cerca de un lector de chips. Al generar un campo electromagnético, este lector suministra al chip la energía necesaria para su funcionamiento. Luego puede transmitir el número de identificación del animal al lector mediante ondas de radio.

Microchip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gatoMicrochip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gato

Este número consta de 15 dígitos divididos en 4 bloques, como en este ejemplo: 250 | 26 | 10 | 55689402. El primer bloque de 3 dígitos corresponde al código del país de registro. Está entre 1 y 899 y es el código 250 que se asigna a los animales con microchip en Francia. El segundo bloque de 2 números está asociado a la especie: 25 para un caballo, 22 para NAC (nuevas mascotas) o 26 para carnívoros domésticos, incluidos los gatos. El tercer bloque corresponde al código del fabricante del chip y finalmente la última fila de 8 dígitos identifica de forma única al animal ante el ICAD.

¡Cuidado, el microchip de un gato no es un rastreador GPS!

Seguro que has entendido que el chip electrónico no tiene nada que ver con un implante GPS para gatos, aunque esta es una opinión bastante extendida. Si realmente puede ayudar a encontrar a su gato perdido, es sólo porque está vinculado al formulario de identificación del animal, que contiene sus datos de contacto. Esto hace que sea más fácil contactar contigo si el animal es recogido individualmente o alguien lo lleva a un refugio o veterinario. Si quieres poder seguir los movimientos de tu gato en tiempo real y así poder geolocalizarlo en caso de su desaparición, tendrás que recurrir a un sistema de seguimiento de gatos como el Weenect XS.

La salud de tu gato es muy valiosa, pero te puede costar muy cara

Vacunación, control, accidente o enfermedad: las estadísticas muestran que los franceses gastan entre 150 y 200 euros al año en los gastos veterinarios de su gato. Esto es sólo un promedio, ya que la calificación puede aumentar rápidamente si hay un problema grave. No es raro que una operación cueste más de 1.000 euros, por ejemplo. Afortunadamente, existen pólizas de seguro que pueden reembolsar estos costos de atención médica.

¡Gato por ejemplo! ©2019-2023 – Todos los derechos reservados.

Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded




Microchip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gato

Microchip: Todo lo que necesitas saber para ponerle un microchip a tu gato

Un microchip puede ser una excelente forma de proteger y localizar a tu querido gato en caso de que se pierda o escape de tu hogar. Aquí te brindamos las respuestas a las preguntas más frecuentes sobre la colocación de un microchip en tu gato.

1. ¿Qué es un microchip para gatos?

Un microchip para gatos es un pequeño dispositivo electrónico del tamaño de un grano de arroz que se implanta debajo de la piel de tu mascota. Contiene información codificada, como un número de identificación único, que se puede leer con un escáner especializado.

Referencia: Petfinder

2. ¿Por qué debo ponerle un microchip a mi gato?

Ponerle un microchip a tu gato proporciona una forma segura y efectiva de identificarlo. Si tu felino se escapa o se pierde, el microchip puede ser escaneado por los refugios de animales y veterinarios, facilitando su pronta reunificación contigo.

3. ¿Es doloroso para mi gato colocarle el microchip?

La colocación del microchip es un procedimiento rápido y sencillo, similar a la aplicación de una vacuna. Se realiza con una jeringa y no requiere anestesia. Tu gato puede sentir una pequeña molestia temporal, pero el procedimiento no le causa dolor duradero.

Referencia: Catster

4. ¿Cómo se implanta el microchip en mi gato?

La colocación del microchip se lleva a cabo en una visita al veterinario. El veterinario insertará el microchip con una jeringa debajo de la piel del cuello de tu gato, entre los omóplatos.

5. ¿Qué debo hacer después de haberle puesto el microchip a mi gato?

Después de que le hayan colocado el microchip a tu gato, es importante registrarlo en una base de datos de microchips de mascotas. Proporciona la información solicitada, incluyendo tus datos de contacto actualizados, para que puedas ser contactado en caso de que tu gato sea encontrado.

6. ¿El microchip brinda seguimiento de GPS en tiempo real?

No, el microchip no proporciona seguimiento de GPS en tiempo real. Solo puede ser leído por un escáner especializado a corta distancia. Sin embargo, algunos dispositivos externos de rastreo GPS están disponibles en el mercado y pueden ser utilizados junto con el microchip para un seguimiento más preciso.

Referencia: Hill’s Pet

7. ¿Debo preocuparme por la seguridad del microchip?

Los microchips son seguros y confiables. Están hechos de materiales biocompatibles que minimizan el riesgo de reacciones alérgicas o complicaciones para tu gato. Sin embargo, asegúrate de que el veterinario esté adecuadamente capacitado para implantar el microchip de manera correcta.

8. ¿Los microchips tienen una fecha de vencimiento?

No, los microchips no tienen una fecha de vencimiento, por lo tanto, no necesitan ser reemplazados a menos que estén defectuosos o dañados. Sin embargo, es importante mantener tus datos de contacto actualizados en la base de datos de microchips de mascotas.

Conclusión

Colocarle un microchip a tu gato puede brindarte paz mental y aumentar las posibilidades de encontrarlo en caso de que se pierda. Asegúrate de seguir los pasos adecuados después de la colocación del microchip y mantén tus datos actualizados para garantizar la efectividad del sistema de identificación.


Nota: Antes de realizar cualquier procedimiento, te recomendamos consultar a tu veterinario de confianza para obtener orientación y asesoramiento específico para tu gato.

Fuentes:

  1. Petfinder
  2. Catster
  3. Hill’s Pet


Deja un comentario